Termina BMV con balance negativo

Cae Inversión Extranjera Directa global y México pierde un sitio

Mientras los flujos de Inversión Extranjera Directa (IED) descendieron 13 por ciento en el mundo al cierre de 2018, México bajó de la posición doce a la trece entre los mayores destinos de captación foránea, reveló el Informe Mundial de Inversiones 2019, difundido por la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, por su sigla en inglés).

El descenso de la IED, se debió principalmente a grandes repatriaciones de ganancias extranjeras acumuladas por parte de empresas multinacionales de Estados Unidos en los primeros dos trimestres de 2018, luego de las reformas fiscales introducidas a fines de 2017, y una compensación insuficiente por las tendencias al alza en la segunda mitad del año.

La caída se produjo a pesar de un aumento del 18 por ciento en las fusiones y adquisiciones transfronterizas, de 694 mil millones de dólares en 2017 a 816 mil millones de dólares en 2018.

Mientras los flujos de IED disminuyeron considerablemente en los países desarrollados y en las economías en transición, los correspondientes a los países en desarrollo se mantuvieron estables, aumentando dos por ciento.

Como resultado, las economías en desarrollo representaron una proporción creciente de la IED mundial, con 54 por ciento, desde el 46 por ciento en 2017.

De esta manera, el indicador de IED se redujo 1.5 billones en 2017 a 1.3 billones al cierre del año pasado.

Por su parte, las cifras más actualizadas por la Secretaría de Economía, reflejaron para México flujos de IED por 32 mil 915 millones de dólares en 2017 y 32 mil 694 millones de dólares en 2018.

Estados Unidos encabezó la nueva clasificación mundial, con inversiones por 252 mil millones de dólares, aunque esto representó una baja interanual de nueve por ciento.

En la segunda posición se ubicó China, con 139 mil millones de dólares, un aumento de 3.7 por ciento, seguidos de Hong Kong con 116 mil millones, Singapur con 78 millones.

El flujo de IED hacia América Latina y el Caribe se redujo en un seis por ciento en 2018, a 147 mil millones de dólares, al no mantener el impulso después de que el aumento de 2017 detuviera una larga caída.

El informe precisa que la región seguía siendo vulnerable a los acontecimientos externos.

 

Please publish modules in offcanvas position.